#LecturasParaElWC: Afganistán

Con un tamaño parecido al de la península ibérica, Afganistán tiene unos 31 millones de habitantes.

En esta parte del mundo, el islamismo radical se autoproclamó vencedor de la Guerra Fría, porque la Unión Soviética se derrumbó después de la guerra afgana (1979-1989). El golpe militar que en 1978 llevó al poder a un grupo de jóvenes oficiales izquierdistas y a establecer un régimen comunista dirigido por Mohamed Taraki. , y debido al hostigamiento de los fundamentalistas islámicos, daría lugar a una intervención soviética en 1979.

Intervención, que luego, desembocaría en una guerra civil.

La guerra rápidamente se estancó y mientras los más de 100.000 soldados soviéticos controlaban las ciudades la guerrilla dominaba las zonas rurales.

El conflicto engendró un enorme desplazamiento de población y hacia 1982 casi 3 millones de afganos habían huido a Pakistán y un millón y medio lo habían hecho hacia Irán. La guerrilla, armada eficazmente por EE.UU. y reforzado con voluntarios árabes y musulmanes imbuidos de una ideología intransigente islamista (entre ellos el saudí Osama bin Laden), mantuvo en jaque a un ejército soviético cada vez más desmoralizado.

Finalmente en el marco de la perestroika, Gorbachov decidió sacar a sus tropas de los que muchos denominaban el “Vietnam soviético”.

En 1988, la URSS, EE.UU., Pakistán y Afganistán firmaron un acuerdo por el que los soviéticos se comprometían a retirar sus tropas lo antes posible. Lo que efectivamente hicieron en 1989.

4 millones de muertos en Afganistán, Pakistán e Irak desde 1990  [Red Voltaire]

Esto no abrió, sin embargo, un período de paz para el país.

En 1992 las guerrillas islamistas asaltaron Kabul y se inició un período de luchas intestinas que culminaría con la toma del poder por los extremistas islamistas talibanes en 1996.

http://www.historiasiglo20.org/GLOS/afganistan.htm

¿Como era Afganistán antes de los rusos y yanquis?  vía @Taringa

mujeres-Kabul-Afganistan-1970

1996-2001. EL GOBIERNO TALIBÁN

Los talibán, que comenzaron dominando la ciudad de Kandahar en el sur del país, ciudad que sería en lo sucesivo su principal feudo y desde donde llegaron a dominar tres cuartas partes de Afganistán, en una reunión celebrada en septiembre de 1996 en esa misma ciudad, manifiestan sus dos principales propósitos: librar al país del caos y corrupción imperantes durante los años de ocupación soviética y posteriores a ella e imponer la ley islámica, la Sharia.

El cumplimiento de los estrictos preceptos islámicos se aseguraba mediante la imposición de castigos, tales como ejecuciones públicas o amputaciones. Estos castigos eran rechazados incluso por países tan exigentes en asuntos religiosos como Irán.

Los talibán pronto se encuentran con el rechazo y condena de la mayoría de la comunidad internacional ante estas graves violaciones de derechos humanos.

En 1998, la consolidación del régimen talibán hace suponer que Afganistán posee una autoridad política unificada, sin embargo esta consolidación provoca una fuerte tensión internacional al temerse un riesgo de desestabilización entre los países musulmanes de la región.

El 11 de septiembre de 2001 se producen los atentados contra las Torres Gemelas de Nueva York y contra el Pentágono, centro neurálgico de las fuerzas armadas de los Estados Unidos. Estos, tras llegar a la conclusión de que el origen intelectual de los atentados está en la organización Al-Qaeda y que el líder de esta organización se encuentra en Afganistán, bajo la protección del régimen talibán, deciden invadir el país y en noviembre de ese mismo año, las fuerzas de los Estados Unidos con la inestimable cooperación de las fuerzas de la Alianza del Norte entran en Kabul derribando el gobierno de los talibán.

¿La minería de uranio?

¿El oleoducto transafgano?

¿La posición geoestratégica?

¿O tal vez el control del tráfico de drogas?

¿Por qué, los Estados Unidos y sus aliados invadieron y ocuparon Afganistán?

¿Qué intereses están ocultos detrás de las explicaciones oficiales de esta guerra?

¿Qué hay detrás de la guerra de Afganistán? 

Sin Bush, padre e hijo, es muy probable que no se hubieran producido las guerras de Afganistán o Irak ni la existencia del Estado Islámico. O sí, porque todos los presidentes norteamericanos terminan por comportarse de forma similar en cuanto a política exterior.

Pensemos en cierto Premio Nobel de la Paz.

2009-03-26

Los planes para invadir Afganistán ya existían antes del 11-S, eso es una realidad, pero no solo al sur del Nudo del Pamir se pretendía intervenir. El general Clark, alto mando militar de los EE.UU. y de la OTAN, afirmó en 2007 que el plan consistía en colonizar siete países en cinco años y el listado de países nombrados son, a día de hoy, una explicación clara de lo que ha acontecido en la última década y media: guerras neocoloniales de una partida de Risk.

Irak, Siria, Líbano, Libia, Somalia, Sudán e Irán han sido precisamente las piezas de ajedrez que se han movido en el perverso juego de la geopolítica de estos últimos años (salvo Irán, cuya tensión ha sido máxima).

La herencia del expolio de estos países son varios millones de muertos, 65 millones de desplazados en todo el mundo (nivel que no se alcanzaban desde la II Guerra Mundial) y ataques terroristas globales.

Centrándonos en Afganistán los motivos de la intervención fueron variados, aunque el opio es sin duda el más importante de todos.

afga1

Es cierto que las familias Bush y Bin Laden tenían un gran interés en un oleoducto que atravesaría el país (Fahrenheit 9/11, 2004) o que, curiosamente, se ha encontrado una enorme riqueza mineral en el país. Es lo más normal del mundo, le pasa a cualquiera, invades un país con toda la buena intención y te encuentras unas enormes riquezas que, casualmente de nuevo, solo el hombre blanco puede extraer y solo la presencia militar de los occidentales puede garantizar.

Decía que lo realmente importante de Afganistán era y es el opio.

El opio que produce este país supone el 75% de la heroína del mundo y el 80% de todo el opio.

Cuando los talibanes llegaron al poder redujeron el cultivo de la amapola en casi un 90% y un año antes del ataque a las Torres Gemelas (2000) esta sustancia comenzó a escasear en todo el mundo

¿Quiénes fueron los perjudicados por la dramática reducción de la producción mundial de opio?

Para empezar los narcotraficantes.

Los narcos tienen una relación excesivamente estrecha con nuestros gobernantes y unos inequívocos puntos de encuentro como los paraísos fiscales (Panamá) y el selecto mundo en el que conviven (restaurantes, hoteles, fiestas, espacios exclusivos, etc.). Es suficiente recordar, por ejemplo, la fotografía de Núñez Feijóo y un narco en un yate o las vinculaciones del narcotráfico y el contrabando con el PP de Galicia.

La industria farmacéutica fue, sin duda, otra de las perjudicadas por el drástico descenso en la producción de opio.

El enorme poder de esta industria es incuestionable desde el punto de vista económico. Si analizamos las 500 empresas más importantes del mundo descubriremos que (según la revista Fortune) hay 10 farmacéuticas en este listado, las cuales generan más beneficios que las otras 490 juntas. El dato es demoledor. Hay más: por cada euro invertido en el sector farmacéutico se obtienen mil de beneficio y la facturación en 2012 alcanzó los 335.000 millones de dólares, superando a la industria armamentística y alcanzando unas tasas de beneficios superiores a los bancos comerciales (15%).

Es evidente que la presión de la industria farmacéutica, la armamentística, la textil, las petroleras o la que ejercieron los narcos tuvo mucho que ver en las guerras neocoloniales y la intervención en Afganistán (y en otros países del mundo). Dicha presión debió y debe ser insoportable para unos gobernantes financiados por las mencionadas empresas y por otras que obtienen cuantiosos beneficios con la guerra.

– La guerra de Afganistán y la heroína via Rebelion

La democracia implantada por EEUU no se ha consolidado y Afganistán se podría considerar como un estado fallido.

La muerte de Osama bin Laden en Pakistán en 2011, el estallido de la Primavera Árabe y el repliegue de las fuerzas internacionales hizo que Afganistán cayera en el olvido.

Para Occidente, se cerró en falso un capítulo histórico, pero la guerra no solo sigue en Afganistán, sino que se ha recrudecido.

0147014

BBC Mundo – 388 niños muertos en seis meses: las dramáticas cifras de la violencia en Afganistán 

La Organización de Naciones Unidas, que recopila periódicamente datos de las víctimas civiles en Afganistán, calificó las cifras de “alarmantes y vergonzosas”.

Estas son algunos de los datos que recoge el informe de mitad de año de la Misión de Asistencia de la ONU en el país asiático:

  • 1.601 civiles murieron entre enero y junio de este año, de los cuales 388 fueron niños y 130 mujeres
  • 3.565 civiles resultaron heridos en el mismo periodo, incluyendo 1.121 niños y 377 mujeres
  • 157.987 afganos han sido desplazados desde el inicio de 2016, un 10% más que en el mismo periodo del año pasado
  • Se estima que en la actualidad hay 1,2 millones de afganos desplazados por la violencia
  • Al menos 63.934 personas murieron o resultaron heridas por la violencia en Afganistán desde que Naciones Unidas empezó a contar, en enero de 2009

Violencia sexual y ataques a escuelas

El informe menciona el “bacha bazi”, una práctica de algunos comandantes y otros hombres poderosos asociada con la explotación sexual y el abuso de niños pequeños.

Aunque en descenso con respecto al mismo periodo del año anterior, durante los primeros seis meses de este año se documentaron 46 incidentes relacionados con la educación, la mayoría casos de intimidación y amenazas.

“Elementos antigubernamentales cerraron todas las escuelas del distrito. No quieren que las niñas vayan a la escuela”, explicó el director de un colegio de niñas en el distrito de Zurmat, según recoge el informe.

“Todas estas niñas serán analfabetas durante toda la vida, a pesar de que lo que quieren es ser médicos, enfermeras, ingenieras y profesoras”.

“Sufrirán toda la vida”.

 

¿Subestima Afganistán la amenaza del EI?  vía @dw_espanol

afgaAfganistán | #Kabul

80 muertos y más de 200 heridos en un atentado suicida contra una manifestación en Kabul. Las explosiones tuvieron lugar durante una manifestación pacífica organizada por la rama islámica chií, hazara. contra el desvío de una línea eléctrica que evita la bella provincia de Bamiyán, donde esta comunidad tiene una presencia importante. Una muestra de la discriminación que sufren, también, por parte de las autoridades.

Cuando la manifestación concentraba a cientos de personas dos combatientes del Estado Islámico se infiltraron entre los manifestantes e hicieron detonar su cinturón de explosivos, causando unos 80 fallecidos y 231 heridos.

El grupo terrorista ha reivindicado el atentado a través de su agencia oficial Avaq. “Dos combatientes detonaron cinturones con explosivos entre una concentración de chiíes en la zona de Dehmazang en Kabul”, han indicado. Por el contrario, el Ministerio del Interior afgano, considera que el ataque “según la información inicial, fue llevado a cabo por tres suicidas” aunque el tercero de ellos fue abatido por las fuerzas de seguridad.

Si se confirma la autoría de Estado Islámico, sería su primer atentado en la capital afgana.

La inestabilidad en Afganistán ha ido en aumento en los últimos años debido a que los talibanes han ido avanzando en el control del país así como en la frecuencia y tamaño de los atentados en las grandes ciudades. Sin embargo, la presencia del ISIS era, hasta ahora, bastante limitada, por lo que se trata de la primera gran ofensiva del Estado Islámico en la capital afgana.

El EI, que controla territorios en Irak y Siria, recluta a gran parte de sus combatientes en Afganistán. Muchos de ellos provienen de grupos escindidos del movimiento radical islámico talibán.

Devastating blasts rip through Hazara protest in Kabul @AJENews

El objetivo eran los hazaras, una minoría chií que intenta sobrevivir en un país predominantemente suní y que supone aproximadamente un 9% de la población total. Fue y es una de las comunidades más castigadas por los talibanes, tanto cuando estaban en el poder como cuando las tropas estadounidenses los desalojaron de Kabul tras el 11-S. Entre los afganos que el año pasado cruzaron Pakistán, Irán y Turquía para intentar subirse a un bote y llegar a Lesbos y luego al norte de Europa, había una gran cantidad de hazaras. Los olvidados entre los olvidados.

El movimiento talibán, que en el pasado ha lanzado terribles ataques contra las minorías de Afganistán, ha negado estar implicado en el ataque. Entre el movimiento talibán y el EI hay hostilidad, pese a que ambos son dominados por extremistas sunitas. Expertos consideran “sumamente improbable” que formen una alianza, si bien podría haber hasta cierto punto una cooperación entre ellos.

Los observadores coinciden, eso sí, en que ningún país de la región quisiera ver a Afganistán bajo el control del Estado Islámico.
Los ataques sectarios de Estado Islámico son de sobra conocidos, pero los talibanes también han atentado en numerosas ocasiones contra esta y otras comunidades afganas. Definir a Afganistán como país fracturado es un eufemismo, desde hace demasiado tiempo.

Los analistas difieren sobre el nivel de implantación de Estado Islámico en Asia Central y el Sur de Asia, que en todo caso el grupo de Abu Bakr al Baghdadi está interesado en exagerar. La batalla está servida.

Cambian los nombres, cambian los grupos, pero el sufrimiento es el mismo para una de las poblaciones más castigadas del mundo.

Durante tres décadas ininterrumpidas, Afganistán ha sido el país del que salían más refugiados, un lugar que ahora ocupa Siria.

El Viejo Mundo Arde  vía @joseph_orreta

 

https://www.revista5w.com/what/atentado-kabul-contra-una-minoria-chii

http://theobjective.com/?utm_content=buffer09a58&utm_medium=social&utm_source=twitter.com&utm_campaign=buffer#!atentado-suicida-contra-una-manifestacion-en-kabul

.

9788498922677Este extraordinario libro nos habla de Iraq y de Afganistán, pero también, y sobre todo, de las interminables guerras de nuestro tiempo y «de lo que los seres humanos son capaces de hacerse los unos a los otros». Dexter Filkins, considerado «el más grande de los reporteros de guerra de esta generación», ha vivido nueve años en Iraq y Afganistán. Presenció las atrocidades de los talibanes, entró en Iraq con los primeros soldados norteamericanos y habló, en uno y otro país, con cientos de personas que le contaron sus vidas y le dieron entrada en sus hogares. De estas experiencias surgieron 651 cuadernos de apuntes que han sido la base de este libro excepcional, que nos habla de los seres humanos y de la irracionalidad de la violencia que destroza sus vidas. Este es, además, un relato de una calidad narrativa extraordinaria, que los críticos del New York Times han elegido como uno de los diez mejores libros publicados en el año 2008.

.

kandahar-201145118-largeNafás (Nelofer Pazira) es una bella mujer afgana que, desde Canadá donde ahora vive, ha decidido emprender el largo viaje hasta Kandahar, para buscar a una hermana de la que ha sabido que ha intentado suicidarse. En el trayecto, Nafás tropezará con una serie de variopintos personajes… y nosotros presenciaremos la condición de la mujer en aquellas lejanas tierras signadas por la guerra.

Película que refleja la situación de Afganistán bajo el régimen talibán. Curiosa e involuntariamente, fue estrenada en la misma época que EEUU atacaba el mencionado país tras los atentados del 11 de Septiembre, lo que promocionó la película de forma adicional.

 

 _001

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s